Prototipar es el proceso donde las ideas cobran vida, lo utilizamos para testear y validar conceptos,  ideas, suposiciones de diseño u otros aspectos de forma rápida y económica.

Con el prototipado viene la aceptación al fracaso, pero para esto, primero es básico quitarle la carga negativa con la que viene preconcebida la palabra, es dejar de verlo como un error trágico para pasar a verlo como una herramienta poderosa de aprendizaje, como dijo David Kelley “Fail faster, succeed sooner”.

via Con mucho gusto, les presentamos a M.A.R.I.A